Filosofía Institucional

La comunidad educativa de MALFER SCHOOL SPA tiene como principio rector, no negociable, el cuidado y respeto por la propia vida, la de los demás y del medio ambiente que lo rodea. Sus fundamentos se enmarcan en el pleno desarrollo de la personalidad de sus entes, dentro de un proceso de formación integral física, emocional, social, impartida en un ambiente ético, de paz, libertad, equidad y justicia para una sana convivencia. Bajo criterios claros de ética, responsabilidad, dedicación y profesionalismo, comenzó a desarrollarse esta sólida Institución con unas premisas fundamentales amparadas en las siguientes leyes:

  • LEY 232 DE 1995: por medio de la cual se dictan normas para el funcionamiento de los establecimientos comerciales.
  • La Ley 711 de 2001 regula en nuestro país la actividad de la Cosmetología y la Estética.
  • El Decreto Reglamentario 02263 de Julio 14 de 2004 mediante el cual se reglamenta como deben funcionar los centros de estética.
  • La Resolución 3924 de Noviembre 10 de 2005 por la cual se adopta la guía de inspección para la apertura y funcionamiento de los Centros de Estética y similares y se dictan otras disposiciones.
  • La Resolución 2827 de Agosto 8 de 2006 que reglamenta el Manual de Bioseguridad que se debe implementar en los Centros de Estética.
  • DECRETO 1879 DE 2008: Como parte de los requisitos de operación, el establecimiento deberá cumplir las normas sanitarias vigentes, que para este caso están relacionadas con dos tipos de servicios personales en belleza (No incluyen servicios de salud): los de peluquería (Estética ornamental) y los de estética (Facial y corporal), para los cuales deberá dar cumplimiento de las normas.
  • DECRETO 4904 de Diciembre 16 de 2009 ” Por la cual se Reglamenta la organización, oferta y funcionamiento de la prestación del servicio educativo para el Trabajo y el Desarrollo Humano y se dictas otras disposiciones”. (Este Decreto Deroga al Decreto 2888 de 2007).
  • RESOLUCIÓN 2117 DE 2010: por la cual se establecen los requisitos para la apertura y funcionamiento de los establecimientos que ofrecen servicio de estética ornamental tales como, barberías, peluquerías, escuelas de formación de estilistas y manicuristas, salas de belleza y afines y se dictan otras disposiciones Estas normas señalan el camino por el que deben transitar quienes se dedican a la Estética, pues en ella se encuentran los principios rectores que siempre deben acompañar este noble oficio.